AA
2016.12.14 

Por mucho tiempo, Alcohólicos Anónimos ha brindado una ayuda especial a personas mayores,

celebrando reuniones en hogares para ancianos, ofreciendo servicio de transporte a miembros frágiles de salud y hasta llevando la reunión a los que están confinados en su casa. A menudo bajo la responsabilidad de los Comités de Necesidades Especiales y de Accesibilidad de áreas, distritos o locales, tal como se indica en el Libro de Trabajo de Necesidades Especiales/Accesibilidades (disponible a través de la OSG), llevar el mensaje a la comunidad de personas mayores puede incluir tales actividades como planificar horarios y la participación de los miembros hasta gestionar la comunicación con el envejeciente o miembro enfermo de A.A. en su hogar (en persona, por teléfono o mediante el Internet). Además incluye prestar ayuda e información para facilitar su transporte a reuniones, sea de puerta a puerta o del estacionamiento a las reuniones; obtener y compartir información sobre las experiencias locales en cuanto al formato de las reuniones en los hogares de cuidado de ancianos, los centros comunitarios para gente mayor y en la casa; compartir sugerencias sobre cómo trabajar en los hogares para el cuidado de ancianos; hacer talleres sobre los asuntos pertinentes a este tipo de servicio.
Un grupo de A.A. que ha llevado el mensaje en este campo es el Comité de Acceso del Intergrupo de los Condados de San Francisco/Marin que ha desarrollado un sinnúmero de programas para proveer los servicios de A.A. a la comunidad de personas mayores en la zona de la Bahía de San Francisco. Según la presidenta actual, Virginia M., la misión del comité es “explorar, desarrollar y ofrecer recursos para poner disponible el mensaje y la participación en el programa a todo aquél que lo solicite”. Informa que recientemente se creó un servicio por teléfono como respuesta a la petición de un miembro de 92 años de edad con más de 40 años de sobriedad porque no podía llegar a las reuniones con regularidad. Además, el comité de I.P./C.C.P. del Intergrupo hizo una presentación en un centro local en el área de San Francisco dedicado a prestar servicios a gente de bajos ingresos e individuos sin hogar de más de 60 años de edad. El comité también tiene planes para el 2015 para contactar ciertos centros que hospedan a personas de edad avanzada en San Francisco y el Departamento de Envejecientes y Servicios para Adultos y ofrecerles información sobre A.A. y cómo funciona al personal que trabaja con la comunidad de personas mayores. Además puede informarles directamente a los residentes de tales asilos.
Otros recursos accesibles a miembros en el área de San Francisco son el Sunshine Club, que hace reuniones para miembros que temporeramente no pueden salir del hogar o el hospital, y Sober Outside Services (S.O.S.) Group, que sirve a miembros cuyas circunstancias actuales no les permiten asistir con regularidad a las reuniones de A.A.
Al nivel de distrito, Cynthia J., una MCD de Virginia (Área 71), informa que su distrito desarrolló una guía para las visitas a alcohólicos, sean personas mayores o confinadas en la casa, que han distribuido por todo el estado, recomendando que los grupos base asuman el liderazgo en la provisión de servicios a estos miembros. “En mi propio grupo base,” explica ella, “tenemos una persona de contacto que llama si alguien falta a varias reuniones, sea o no persona mayor. Si están enfermos o de alguna manera incapacitados, les ofrecemos ayuda para llegar a la reunión o hacemos la reunión donde se encuentren”.
Uno de los primeros comités dedicado en particular a las personas de edad avanzada se estableció en Hawaii (Área 17) y lanzó en el 2004 el comité de Cooperación con la Comunidad de Envejecientes (C.E.C., por sus siglas en inglés) a través de los esfuerzos de los miembros de A.A. en el área de Kailua-Kona de West Hawaii.